top of page

PROTECCION SOCIAL, ESTANFLACION, GUERRA, SANCIONES, LUCHAS INTERNAS, CLIMA, E IMPACTOS GLOBALES



La Aldea Global está convulsionada.

La incertidumbre y el nuevo normal nos obligan a investigar y desarrollar información y conocimiento instantáneo para crear expectativas racionales que nos permitan mantener un rumbo de reacción en medio de un juego económico, social, político, cultural y ambiental que avanza de forma demasiado rauda como para trabajarlo de manera individual o tradicional.


APUNTANDO AL 7/7

En Chile se califica sobre 7 a los estudiantes. Tener 7/7 es un mérito de todo trabajo que se entrega y recibe su nota de parte del evaluador. Tratemos de hacer un memorando rápido sobre las 7 materias que debemos enfrentar este semestre que ha iniciado con el fin del verano:


1) PROTECCION SOCIAL: Ésta es la asignatura global mínima, el 1/7 de base, que en muchos países de América y el mundo sigue siendo materia pendiente en los últimos semestres, y un elemento que nunca estará garantizado plenamente incluso en los países intermedios y los más desarrollados. La protección social y su financiamiento SON FUNDAMENTALES: en salud, pensiones, red de seguridad social, ingresos mínimos garantizados, cobertura a desplazados, enfrentamiento de desastres, y todos los elementos que se debe tener en su lugar con ahorros, espacio de deuda a mano, y otros mecanismos de financiamiento para reaccionar frente a los costos de la pandemia pasada y la preparación económica para afrontar las que vendrán;


2) ESTANFLACION: Cuando la protección social es un acuerdo efectivo, el siguiente elemento de diálogo y trabajo en términos de acuerdos nacionales e internacionales es la construcción de formas de cooperación para salir del estancamiento y generar producción en condiciones imposibles, de modo de controlar la inflación. El aumento de precios es siempre herencia de faltas en la protección que tratan de cubrirse vía emisión o no pueden suplirse vía producción. Cuando ambas ocurren, el pronóstico frente a lo anterior es el estancamiento y la subsiguiente nueva ruptura de la cadena logística y productiva, que en caso de no contar con fondos, ahorros, ni fuentes de acceso a capitales, endeudamiento, refuerzan la emisión monetaria, aumentan la inflación, vuelven recurrente el déficit fiscal, e inhiben la transformación de las formas de producción, con la correspondiente combinación de nueva inestabilidad en precios y más desempleo. Hacer un segundo punto tras la protección social como acuerdo obliga a crear un panorama anti estanflación que se puede cortar con diálogos y ACUERDOS sólidos de la sociedad como un todo, para terminar con la estanflación y dejar la crisis atrás, tomando al diálogo como el nuevo mecanismo normal para sumar capitales en lo económico y derrotar la estanflación;


3) GUERRA: Si los dos puntos anteriores no se han dialogado y financiado en lo interno y concertado en lo internacional como políticas públicas locales de protección social y económicas locales y globales en general, la crisis y la ausencia de protección social se convierten en dos puntos no cubiertos, que comienzan a sumar en contra de los gobiernos, y pasan a funcionar como mecanismos de frustración de la población y llevan a los líderes a elegir el camino de la violencia dentro o fuera de las fronteras. Hoy, las falencias de políticas sociales y económicas comienzan a hacerse visibles en varios países y continentes. Antes fue Cuba migrando hacia Estados Unidos, luego Venezuela migrando hacia América Latina, y hoy Ucrania migrando hacia Europa Occidental. Más allá de la muerte y destrucción que producen las revoluciones armadas y las tomas de poder democráticas o no, la falta de protección social inicial y la ausencia de medios de vida posteriores conducen a violencia dentro o fuera de las fronteras, y hoy le ha tocado el turno a Europa. Los países Europeos no habían visto esto desde la segunda guerra mundial, o la guerra civil en España, cuando migraron masivamente hacia América y el mundo. Las fuerzas de defensa nacional e internacional de los países que han acumulado capitales se han activado de forma aliada frente al ataque de países que desafían el orden internacional en lo político. Lo geo-político es así, por guerra y violencia, la tercera y obligatoria materia de estudio y trabajo en este semestre. La Guerra entre Rusia y la OTAN es solo el comienzo de un panorama que es materia pendiente desde fines de los tiempos de Guerra Fría. Hoy, los ecos se materializan en Ucrania, pero la onda expansiva de las materias pendientes debe detenerse a través de aquello que sabíamos debía darse en el mundo: libertad, democracia, derechos humanos, y todos los elementos acordados en Bretton Woods. Este tercer punto se puede ganar creando lo que se está dando en el mundo, al triunfar social y políticamente la opción por la Democracia y la exigencia de los medios globales por el balance de poder para evitar que el exceso de poderes siga corrompiendo al planeta, y se termine así con el poder totalitario que ha llegado a corromperse absolutamente hasta situarse en el rol abierto invasor como vemos día a día desde hace dos semanas.


4) SANCIONES: Para salir del rojo, hemos mirado entonces que se requiere un acuerdo de protección social, un acuerdo productivo y económico para el financiamiento y provisión de los mercados, así como un acuerdo político local, nacional e internacional por la libertad, la democracia y los derechos humanos primordiales, comenzando por la protección de la vida en todas sus formas. "Las Sanciones como Aviones" sin temor y aguantando los costos para obtener los correspondientes beneficios, es el cuarto punto que están haciendo hoy por hoy los países ligados en alianza en Occidente y con la OTAN, para cerrar sus mercados y economías a todos quienes apoyen a violadores de la libertad, la democracia y los derechos humanos en sus territorios nacionales y en los países vecinos. El acuerdo de sanción y el plegar desde todo el planeta hasta sumar todos los países sus granos de arena para crear la gravedad global que sume peso y más peso, es la forma de "salir del rojo", y llegar a 4/7, dejando de ser países afectados por el nuevo normal de la vieja estrategia del enemigo externo que usan todas las dictaduras para cohesionar a sus connacionales en torno a su liderazgo. Sumarse con fuerza al concierto de las naciones en torno a los derechos humanos, la libertad, la paz y la democracia es un derrotero para llegar a una base mínima de 4/7 y apuntar hacia las notas mejores, buenas, muy buenas, y excelentes, que serán los puntos 5, 6 y 7 siguientes;


5) LUCHAS INTERNAS: Cuando los países logremos salir de los 4 puntos anteriores, que vienen dados por lo endógeno y lo exógeno, deberemos superar con liderazgo moderno y de nueva generación las luchas internas por otros derechos que le importan a las nuevas familias: el género por sobre la mera protección social; el animalismo por sobre la mera estanflación; la igualdad por sobre la mera guerra, son elementos de relativismo y post-modernismo creados en tiempos en los que las generaciones pasadas garantizaron protección social, estabilidad, crecimiento y paz a las nuevas generaciones, y les regalaron la posibilidad de relativizar todo lo anterior hasta verlos como "meras" memorias. Lejos de ser un problema, dicha mirada es la que se necesita en este momento, de modo de correr una carrera en postas y pasarles a las nuevas generaciones la responsabilidad ulterior de liderar. Las generaciones nuestras están bastante agotadas y bien nos vendrá una pausa; hoy por hoy, la energía que queda en los boomers tras la pandemia y las fuerzas de flaqueza que ostentamos los que hacemos parte de la generación X estarán allí para guiar y guisar, pero no para luchar y confrontar, como también será necesario en medio de la guerra desatada que vive el mundo. Se necesita ceder la posta a los liderazgos jóvenes, calmos, diferentes, que sean capaces de desafiar lo imposible, y con ello, triunfar junto al resto de generaciones sobre las luchas internas, que son suyas realmente, pero que nos convocan a todos, pues se producen por lo que a ellos les importa como materia primordial. Las generaciones pasadas debemos mirar el escenario con calma y tranquilidad, y al hacerlo así, habremos podido pasar la angustia y el estrés, la ansiedad y todo aquello en lo que no es bueno involucrarnos como adolescentes, sobre todo si tenemos más de 50 años ya... Hay que dejar que los que están en sus 30s y 40s compitan entre sí, gobiernen y pidan consejo, asuman las responsabilidades, acuerden lo que deben acordar, y entiendan que todos cabemos en la construcción del mundo en el que ellos, nuestros hijos, y ellos y sus hijos, nuestros nietos o bisnietos, vivirán. Si los que fuimos jóvenes en los 80s miramos con dicha calma y sabiduría la vida, pasaremos a tener una vida buena, sabremos pausar la sociedad al guiarla, y estaremos listos para retirarnos en una o dos décadas y comentar, guiar, y orientar, evaluar y claro, invertir, financiar, fondear, disponer, capitalizar, y crear el ganar-ganar intergeneracional que nos llevará a un 5/7.


6) CLIMA: La asignatura pendiente, que deberá resolver la nueva generación como no logramos aún hacerlo nosotros desde los 80s, 90s, 2000s y 2010s, deberá resolverse durante los 2020s antes de que llegue el fatídico 2030. Sin duda que la resolución secuencial de los 5 problemas anteriores, que implica el diálogo inter-generacional, debe ser un tema en el que no bastará con que todas las generaciones nos unamos, sino que nos llevará a un 6/7 a través de un siguiente paso: la unión de las razas y las comunidades. Allí está un punto en el que nuestros abuelos y padres son fundamentales, lo mismo que lo son nuestros hijos y nietos. El encuentro de razas entre nacionalidades y pueblos es fundamental, y mirar a los países adoptar códigos nacionales orientados por el clima, el financiamiento climático, la naturaleza como un capital y un hábitat, una deidad y un ideal a la vez, es necesario de acordar. El diálogo y el encuentro del mundo indígena con el mundo no indígena se dará en los acuerdos por la tierra y el clima. Es allí donde podremos aprender a amar la tierra hasta dar la vida, y allí es donde podremos llorar por la vida y el agua como lloramos por los humanos muertos en guerra, por pandemia, o por pobreza. Los que no hemos aprendido todavía a llorar por un árbol caído estamos llamados a sentir la caída en batalla de la naturaleza como la sienten las nacionalidades y pueblos que están ligados a su hábitat como cuencas sagradas. Si llegamos a ese nivel de sensibilidad y espiritualidad, estaremos ya no solo bien, sino muy bien, y podremos mirar el futuro con miras a lograr el 7/7 de la excelencia, pasado el 2030.


7) IMPACTOS GLOBALES: La tecnología es la última frontera. El medio que ha elegido el mundo para salvar la tierra o abandonarla depende de la tecnología. De los acuerdos de comunidad o de las naves de exclusividad. Muy de seguro, triunfaremos a la larga y en el conjunto: así como ocurrió antes, tras la competencia por desarrollar la bomba atómica que terminó con la segunda guerra mundial, y tal como ocurrió después con la carrera espacial, que terminó con la guerra fría nuclear como la vivió John F. Kennedy. Hoy, ya en nuestro tiempo, el triunfo por la lid tecnológica y el 5G terminará con la nueva guerra entre totalitarismo vs libertarianismo. Al democratizarse la información y entrar en un mundo real que convive con un metaverso, tendremos la posibilidad de aplicarlo con paz en beneficio de la protección social. Punto a punto, desde la base, pasaremos tecnológicamente al segundo punto: tecnologizando la estabilidad en la producción y los precios. Pasaremos luego al 3/7, en consolidación de la paz y los acuerdos. Así estaremos listos para avanzar al 4/7, en favor de la cooperación y de la puesta en rigor de sanciones contra el delito y la corrupción. Con ello, estaremos listos para el 5/7, en consolidación del diálogo y la paz social en lo local, en cada país. Al seguir tecnologizando, llegaremos al 6/7, en correspondencia con las demandas de convivencia con la naturaleza. Así llegaremos al 7/7 en el logro final que buscamos: llegar a los impactos positivos, del ADN@+ que nos llama por la vía de la convergencia final de seres humanos y seres tecnológicos en torno a la inteligencia biológica y digital necesaria para crear los avances de impactos y manejar certezas en las inversiones.


Al tener claro el plan y la hoja de ruta para llegar al 7/7, estaremos en capacidad de usar la tecnología como vía de paz: para hacer viables los proyectos que apuestan por la vía de la conjunción entre el viejo capital y el nuevo capitalismo post-moderno y sobre todo tecnológico del metaverso y del siglo 21 en adelante.


TRES CONCLUSIONES Y UN SOLO ÁNIMO: EL RACIONAL SOBRE EL FUTURO


A) Gracias a la Tecnología, podremos ser un 7.


B) El ser humano será una vez más quien se reinvente de manera resiliente, conviva en espacios surrealistas con sus herramientas como capitales, para superar las siete plagas de las contradicciones de diversas clases.


C) La vida estará en el centro: creando el nuevo normal, desarrollando nuevas desigualdades naturales, pero avanzando más y más allá de la coyuntura, vía la tecnología que se desarrolle en este semestre, este año, este lustro y esta década.


Ánimo: ¡el juego se juega y se seguirá desarrollando en paz y dialogando, con tecnología y siempre cooperando!


¿LISTOS PARA SUMAR Y MULTIPLICAR, POTENCIAR E IMPACTAR?

ADN@+ está acá, post Diálogo Hexagonal, para quedarse.


Buscamos ir de 6 en 6 sí, pero apuntamos al 7/7 en convergencia. Si desea informarse más sobre lo que hacemos y sumarse al liderazgo digital en pro de la inversión de impacto (como promotor de desarrollo, o como capitalista convergente) aquí van dos vínculos para conocernos totalmente y juntarnos más para servir mejor al combate de las 7 plagas de estos años y la construcción de las 7 virtudes cardinales que solo son posibles de lograr trabajando en equipo:


  • Humildad (latín, humilitās) contra el mal actual de la soberbia en el liderazgo.

  • Generosidad​ (latín, generōsitās) contra el mal actual de la avaricia en el poder.

  • Castidad​ (latín, castitās) contra el mal actual de la lujuria en la política.

  • Paciencia (latín, patientia) contra el mal actual de la ira en las redes.

  • Templanza​ o temperancia​ (latín, temperantia) contra el mal actual de la gula social.

  • Caridad​ (latín, caritas) contra el mal actual de la envidia económica.

  • Diligencia (latín, dīligentia) contra el mal actual de la pereza en el liderazgo.



Las 7 plagas pueden derrotarse creando una solución al 7/7 (al 100%) centrada en la cooperación crítica: cooperar con criterio, con fe y paz!
78 visualizaciones0 comentarios

Comentarios


Política
Cultura
Economía
Sociedad
Ambiente
bottom of page